SATURNINO GARCÍA

PREMIO AUGUSTO CIUDAD DE ZARAGOZA

Saturnino García (Bariones de la Vega, León, 1935).

Tardó mucho tiempo en dedicarse completamente al oficio de actor.  Antes de ese momento, cuidó de la tierra y el ganado en su pueblo y trabajó como peón en la industria metalúrgica de Vizcaya. De desempeñar los trabajos anteriormente citados, Saturnino García inició una etapa en su vida: la artística.  Presentador, mago, payaso, animador infantil, actor de teatro, escritor, intérprete de televisión y de cine.  Todo lo fue compaginando hasta ganar el Goya como actor revelación en el año 1995 por su gran trabajo en JUSTINO, UN ASESINO DE LA TERCERA EDAD.

A sus 85 años, incansable y lleno de vitalidad, no contempla abandonar su pasión por la escena y los sets de rodaje.  Casi sesenta películas, una veintena de series y numerosos montajes teatrales le han dado una popularidad enorme que él lleva con agrado.  Le encanta que le saluden, especialmente cuando lo hacen los más jóvenes.

Voz potente y perfecta dicción, hacen de él un actor extraordinario.

Se formó de forma autodidacta, pasando muchas horas en bibliotecas municipales. Así pasó un tiempo hasta que logró introducirse en los ambientes artísticos de Bilbao. De este modo entró como componente de compañías de teatro eventuales de variedades.  Eran espectáculos para fiestas o en funciones de fin de semana por los pueblos de Vizcaya.  En 1966, como él mismo dice, se introdujo en serio en el mundo del teatro con el grupo Aquelarre.  Eran coetáneos de ELS JOGLARS de Albert Boadella.

Llegados los años ochenta, Saturnino García se estableció en Madrid y poco a poco fue interpretando pequeños papeles, hasta trabajar con el gran Antonio Mercero.  En teatro, participó en LA TABERNA FANTÁSTICO con El Brujo. Papeles pequeños o menos pequeños… hasta que llegó su mayor éxito: JUSTINO, UN ASESINO DE LA TERCERA EDAD.

En 2006 publicó una autobiografía, Del dónde y el cómo al porqué, en la que se detiene precisamente en ese acontecimiento como el colofón.

Ha obtenido los premios "Goya al Mejor Actor Revelación", "Mejor Actor en el Festival Internacional de Sitges", "Mejor Actor El Mundo del País Vasco" y "Mejor Actor en el Festival de cine Valladolid", por su celebrado papel en la mencionada película.

Su dilatada trayectoria, que engrandece al resto de los compañeros denominados característicos, y su colaboración con los más importantes directores de cine de nuestra industria motivan que el FESTIVAL DE CINE DE ZARAGOZA le conceda, en su 25 aniversario, el Premio Augusto Ciudad de Zaragoza.

 Volver a homenajes